Museos de Carmona

museo

El Museo de Carmona nació en el año mil novecientos noventa y seis cuando el Municipio contestó a una extensa demanda por parte de los ciudadanos con la adquisición de una sede adecuada y acorde a los tiempos, la casa-palacio del Marqués de las Torres, ubicada en el núcleo monumental del casco amurallado.

El recorrido por las salas prosigue un circuito cronológico, la primera contiene los restos paleolíticos más viejos localizados en el término municipal. La Edad de los Metales (Sala dos) es para Carmona la inauguración de la población para el casco urbano, La etapa tartéslca ha proporcionado las piezas más espectaculares del Museo, El conjunto de Saltillo está formado por múltiples tinajas decoradas con escenas y también iconografías orientales que son, indudablemente, las mejores preservadas de toda Andalucía, En las Salas cuatro, cinco Y seis se muestra la Carmona turdetana, con la recreación a escala natural de una residencia tal y como se Interpreta desde las excavaciones.

Este Museo se ha concebido conforme con la idea de que el genuino museo es la urbe, sus calles, sus plazas y sus paisajes. Con la exposición se procura orientar al visitante en sus recorridos por Carmona, y ofrecerle ciertas ciaves para su interpretación. Cuenta además con una rica y variada compilación arqueológica formada desde las excavaciones realizadas en el área urbana, de cuyo estudio se deriva un conocimiento profundo de la historia de la urbe, desde el III Milenio ya antes de nuestra era, hasta la actualidad.

El Castillo de la Monclova

castillo

El Castillo de la Monclova ha sido testigo de la Historia. Fue castillo romano, un castillo para defenderse contra los moriscos, y en el que se estrelló la última invasión musul­mana de los Benimerines. Entonces fue bastión en las guerras entre don Pedro y don Enrique, y en la guerra entre los bandos de los Duques de Arcos, y los Medina Sidonia. y después Castillo-Palacio del Señorío de Fuentes.

Las Testeras barrocas destacan por sus columnas rizadas, con pilastras llenas de hojarascas, balcones historiados y en alguna de ellas, el clásico mirador, que no es un factor ornamental sino más bien una necesidad económica, el mirador siempre estaba en lo alto de la casa, para desde allá observar el campo y la cosecha para prevenir riesgos en temporada de bandoleros y forajidos.

En las casas señoriales había gran riqueza, las iglesias y conventos se llenaban de cuadros y también de imágenes con los mejores artistas del momento. La iglesia parroquial de Santa María la Blanca tenía gran devoción que llegó a Andalucía proveniente de Italia. Devoción milagrera, espectacular, que da en los templos una rica iconografía.

Este Castillo de la Monclova conserva la torre del homenaje coronada de almenas, un acceso palacial con doble cuerpo de arcos renacentistas, una almenada a la derecha y 3 torres almenadas, y en el interior los salones, los patios, y un aljibe donde se recogia el agua de la lluvia para guardarla posteriormente en caso de guerra.

Aunque esté en un Pueblo se asemeja a una urbe, con ricas casas que vemos aún el día de hoy, de bellas fachadas talladas en piedras.

Info Sevilla

patio de sevilla

Sevilla está ubicada al SO de la Península Ibérica, en el centro de la Comunidad Autónoma de Andalucía. Sevilla, capital de Andalucía, es la cuarta urbe de España en lo que se refiere al número de habitantes. La población total en la capital y los ciento cuatro pueblos de la provincia es de 1.758.720 habitantes repartidos en un área de catorce y cuarenta y dos quilómetros cuadrados.

A tan solo seis metros sobre el nivel del mar, en plena Vega y Campiña del río Guadalquivir, y a riberas de este, conforma una aglomeración urbana que se extiende cara el Aljarafe, Las Marismas, el Parque Nacional de Doñana, la Sierra Norte y la Sierra Sur.

La estación de trenes de Santa Justa, proyectada por los arquitectos hispalenses Cruz y Ortiz, ha recibido múltiples premios europeos. Forma un esencial nudo de conexiones entre la capital andaluza y el resto de la Comunidad Autónoma, España y Europa. En ella convergen los ejes ferroviarios de la capital de España, Málaga y Granada. Además de esto cuenta con los servicios del Tren de Alta Velocidad (AVE) que ha puesto al centro de Sevilla a menos de 2 horas y media del de la capital española y a tan solo cuarenta minutos de Córdoba.

Sevilla tiene tiempo mediterráneo, con una temperatura media anual de 26º C en verano y 12º C en invierno, con suaves brisas que soplan a lo largo de toda la primavera y el verano. Los inviernos son suaves y los otoños poco lluviosos (precipitaciones medias anuales: quinientos treinta y cuatro mm), contando con temperaturas más altas a lo largo del verano. Sus prácticamente tres mil horas de sol a lo largo de todo el año, hacen que el tiempo de Sevilla pueda ser considerado prácticamente perfecto en todas y cada una de las temporadas del año.

Sevilla, es una gran urbe en la que la dimensión urbana sintoniza con las comodidades rurales, es actualmente la urbe mejor comunicada en territorio Español. Sus dotaciones y situación estratégica la configuran como la última gran metrópolis del Sur de Europa.

El Guadalquivir dispone de un puerto de primera categoría, siendo el único puerto fluvial de España. Sostiene un intenso tráfico, tanto de cruceros turísticos como de líneas regulares de mercaderías.

Las infraestructuras de telecomunicaciones en el área metropolitana de Sevilla han registrado un increíble avance, como muestran ciertas instalaciones de la ciudad: el Centro de Comunicación por Satélite de Carmona, la Red Digital de Servicios Integrados de España (Cartuja), la Estación Base de Telefonía Móvil, el Centro de Control de Videoconferencia y el Centro de Comunicaciones Internacionales de Pineda, con 4 unidades operativas.

El nuevo Aeropuerto Internacional de San Pablo, obra del arquitecto técnico con renombre internacional Rafael Moneo, está ubicado a tan solo diez km. del centro de la urbe. Fue singularmente desarrollado a fin de que pudiese percibir hasta 8 millones de viajantes al año y ofrece vuelos regulares con las primordiales capitales europeas y españolas.

La red de autovías de alcance regional, tal como un renovado sistema de accesos a la urbe, con veloces circunvalaciones, conectan con precisión todos y cada uno de los puntos centrales de la urbe y sus aledaños. De esta manera, Sevilla se transforma en entre las urbes españolas mejor comunicadas por carretera, disponiendo de links por autopista o bien autovía con todas y cada una de las capitales andaluzas, tal como con la villa de Madrid y Portugal.